Arrepentimiento – 後悔(koukai)

                              2007110101000818.jpg       

Un “héroe” de la Historia que desaparece…

El ex-piloto norteamericano Paul Tibbets, murió el 1 de noviembre en su casa de Colombus, Ohio, a los 92 años de edad. No hay datos sobre su muerte, pero según el periódico japonés Asahi sufría de un efermedad cardíaca que terminó con su vida.

Este histórico personaje, fue el protagonista del día 6 de agosto de 1945, que con su avión bautizado con el nombre de su madre, Enola Gay, lanzó la primera bomba atómica usada en una guerra sobre la ciudad de Hiroshima. La explosión destruyó más de la mitad de la ciudad, y mató a 70.000 ciudadanos, pero las heridas causadas por el estallido y la radiación, elevaron el número de muertos a más de 100.000 personas.

Tibbets nunca pidió perdón al pueblo japonés, porque siempre pensó que hizo lo justo y que con esa bomba pudieron poner fin a la guerra.

Un sobreviviente del bombardeo dijo que le hubiera gustado que caminara por las calles de Hiroshima para que viera con sus ojos lo que había hecho.

Según su testamento, pidió que su cuerpo fuera incinerado y sus cenizas arrojadas al océano, y que no se hiciera un funeral ni que se pusiera su nombre en la tumba por temor a que sus opositores realizaran protestas.

Tibbets nunca se arrepintió de lo que hizo ese día. En una ocasión dijo que hizo lo correcto, que fue un deber patriótico, por eso, “duermo tranquilamente todas las noches”. ¿Será verdad? ¿Qué cosas habrán pasado por su mente en los últimos minutos de su vida?

・ ・ ・ ・ ・

En el Sakura Tenshi también pueden leer sobre este tema.

Muchísimas gracias por leerme,  y una buena semana a todos.

                                  * * * * * * * * * * *

広島に1945年8月、世界最初の原爆を投下した「エノラ・ゲイ」の機長だったポール・ティベッツ氏が、1日オハイオ州の自宅で死去した。92才だった。

同氏は生前、原爆投下の正当性を疑っておらず、「投下は戦争を終結させるためだった」「(投下された原爆は)大きな戦争を抑止してきた」と語っていた。

日本国民に謝ったことがなく、”毎晩安心して眠ることが出来る”と言ってたそうです。最後の瞬間、ティベッツは何を思ったのでしょうか?

歴史の大きな主役・・・また一人消えました。

写真:AP   資料:朝日新聞

いつも読んでいただいて、ありがとうございます。良い一週間をお過ごしください。   

  

About these ads

63 Responses to “Arrepentimiento – 後悔(koukai)”


  1. 1 Arketon noviembre 5, 2007 en 12:55 am

    No es que lo vea bien, pero creo que es la única manera en la que una persona podría sobrevivir con semejante culpabilidad, pensando en que era su deber o en que algo bueno se logró con ello. Si pensara que todas esas muertes fueron por su culpa le hubiera sido imposible llegar a la edad que llegó.

    Y esto ya es una opinión totalmente subjetiva, pero por lo que puso en su testamento, creo que realmente estaba arrepentido. Me da la impresión de que fue su forma de desaparecer por completo del mundo.

  2. 2 traveller noviembre 5, 2007 en 1:21 am

    Es como lo dijo Arketon, al parecer era la única manera que podria vivir con la culpa y aparte el recibia ordenes, solo tenia que cumplirlas y no refutarlas y de que durmiera tranquilo todas las noches lo dudo la mera verdad, aunque cada persona es diferente yo no hubiera podido dormir aunque lo que hubiera su “supusiera” estuviera bien.

    Saludos Nora. :D

  3. 3 Nina-chan. noviembre 5, 2007 en 1:25 am

    ¡Me toca ser la primera!. Bieeeen. Muah ha ha ha ha. *Carcajada malvada.*
    Es que he estado el finde fuera y no he tocado internet. ^^U

    A ver, la Segunda Guerra Mundial, todos los bandos hicieron cosas malas, japoneses con Pearl Harbor y norteamericanos con la bomba, etcétera, yo leí, hace años ya, mucho sobre la bomba en Hiroshima y sus consecuencias. En fin, los seres humanos por regla general no se dividen en simplemente buenos o simplemente malos, sonará a tópico, pero todo tiene sus dos caras (la buena y la mala). Ese tipo no era humano ¿cómo no va a tener remordimientos?. Mentira, no me lo creo, ¿era de piedra o qué?. Como que por fuerza tuvo que enterarse de las consecuencias de lo que hizo y no sólo “el fin de la guerra”. Por mí si el infierno existiera que se fuese derechito a él. ¬_¬ Yo es que su forma de pensar no la entiendo. Me cabrea. Me dan pena esos científicos, la mayoría ignorantes de la finalidad real de su trabajo cuando la crearon. Bueno, como digo, ninguno de los dos bandos fueron unos santos precisamente (unos más y otros menos). Y pagaron justos por pecadores como suele decirse aquí. En Hiroshima, 17.000 personas «desaparecieron» carbonizadas y pulverizadas (gracias a Dios no me tocó vivirlo a mí pienso). Pero no te creas que todos los americanos durmieron con la conciencia tranquila, ¿eh?. De los hombres que participaron en los bombardeos de Hiroshima y Nagasaki, no todos salieron incólumes de esa siembra de destrucción por lo que he leído. Veinte años después de aquello, el mayor Claude Eatherly era víctima de fuertes trastornos emocionales, y bien que se los merecía. Su atormentado estado de ánimo se hizo público cuando fue detenido por provocar un gran alboroto y producir destrozos en un lugar público. Tratado como héroe de guerra en el juicio que se le siguió, rechazó toda consideración y pidió ser condenado, ya que se sentía profundamente culpable (y qué menos). La sociedad, según él, le había convertido en un asesino. El coronel inglés Leonard Cheshire, el piloto de bombardero más condecorado de la RAF, que el hombre ya había visto mucho y se esperaba de él que tuviera más estómago, quedó traumatizado por los efectos de la bomba nuclear. Sólo un tal general Eisenhower condenó espontáneamente el uso de la terrible bomba contra un núcleo habitado, (cuando la misión se cumplió con éxito y todos se pudieron a celebrarlo), considerando que tal demostración no era necesaria para derrotar a Japón. Además de querer derrotar a Japón el otro fin que buscaban con la demostración de Hiroshima perseguía el intimidar a Stalin y hacerle más razonable. Hace ya mucho tiempo que no leo nada de la segunda guerra mundial, con la memoria de pez que tengo, gracias por refrescarme la memoria. ¿Por qué el mundo se centra en Hiroshima y se olvida de Nagasaki?. Los efectos, debido a la topografía de Nagasaki, no fueron tan espantosos como los del ataque precedente. ¿Es que la gente tira para “lo más”?. Allí también sufrieron.
    Los que murieron en la masacre quizá tuvieron mejor suerte que los supervivientes, que se quedaron sin piel carbonizados. A 800 metros, ardían las ropas. Y no podían ni beber agua. Y luego que encima la sociedad japonesa les marginó y muchos no se casaron porque se creía que los hijos les iban a salir mal por el efecto radiactivo que provocó la acción de los rayos gamma, delta y alfa, por si no habían tenído suficiente con vivir aquello.
    En fin niña, que la guerra es muy mala, no debemos olvidar la historia y haya paz.
    Por lo menos que exista el karma ese y cuando se reencarne el Tibbets ese que la pague. Ya le vale.
    Va, no se me ocurre nada inteligente que decir, ya me vale. >_<

    Eeeem, mientras yo me enrollaba hablando ya han comentado otras dos personas, jo, con lo contenta que yo estaba cuando ví “0 comentarios”. ;_;

  4. 4 Núria noviembre 5, 2007 en 2:06 am

    Ya dí mi opinión en Sakura Tenshi. Digamos que ha muerto uno de los personajes oscuros de la Historia, un hombre que si bien seguía unas órdenes, nunca se arrepintió o condenó aquello que hizo, y no porque así era el único modo de poder vivir tranquilo (como dicen los compañeros Arketon y Traveller) sino porque realmente creía que aquella matanza sin sentido (porque era sabido que Japón ya tenía perdida la guerra) había sido justa.
    Me gustaría que no hubieran más Paul Tibbets en nuestras vidas, pero por desgracia, hay muchos.
    Saludos!!

  5. 5 yoake noviembre 5, 2007 en 3:12 am

    Uff…

    Personalmente, creo que solo un entrenamiento adecuado y un sentido del patriotismo exacerbado ha permitido que ese hombre haya vivido tantos años. De todas maneras, no hubiera perdido nada por pedir perdón y mostrar arrepentimiento, porque eso también es ser humano. Creo que ese hombre ha tenido que pasar mucho miedo desde que se subió a ese avión hasta que murió.

  6. 6 Alysu noviembre 5, 2007 en 3:13 am

    El precio a pagar por el pueblo nipon fué desmesurado, es increible como el lavado de cerebro, el patriotísmo, la disciplina, etc… anulan a una persona hasta el punto de no ser capaz de empatizar con otras. Hay tantas atrocidades en la historia… no debemos olvidarla para que no se vuelva a repetir.

    “Pasados los minutos se vieron masas de gente quemada totalmente pero viva con jirones de piel colgando, mutilados por los escombros, algunos quemados parcialmente sólo por el lado expuesto a la explosión. Los incendios se sucedían uno tras otro”

    ¡Qué horror!

    Un saludo Nora :S

  7. 7 hashassin noviembre 5, 2007 en 3:15 am

    Ha muerto un hombre de la historia,recordado por un hecho muy malo,lo cual nos da una razon para reflexionar y pensar que nada en la guerra es bueno, no hay heroes ni vencidos,solo hay muerte y desolacion haya donde va.

    Ademas da que pensar,si este fue el inicio de las bombas nucleares,y por aquella epoca hizo eso,que pasaria con una de las de ahora,prefiero no pensarlo…espero que un hecho de este tipo nunca suceda mas.

    Por ultimo, nunca se le debe hechar la culpa a un pais llamando el mal de todos los males,si se le debe culpar por lo que ha hecho pero no decir que es lo peor…pocos paises se libran de ser unos genocidas,por ejemplo no se libran EEUU(Vietnam,Irak…),Alemania(Nazismo, I guerra mundial),Rusia (Cominismo,epoca de los zares…),España(conquista de las americas=500 millones de muertos…),Francia,Inglaterra….
    No quiero seguir,con esto espero dejar un mensaje,ningun extremismo es bueno.

    Adios

  8. 8 咲く路 (セルシオ) noviembre 5, 2007 en 4:04 am

    Un ser que le pone el nombre de su madre a un instrumento que sabe que va a aniquilar a miles de seres humanos, animales, insectos, plantas (por que no solo murieron personas).

    Un gobierno que a sabiendas de la pronta rendicion del enemigo, lo ataca. Y no puntos importantes militarmente hablando, si no a sus hijos, a sus esposas, a sus padres, a sus hermanos.

    Una nacion que desoye las opiniones y las demandas de sus generales en contra del asesinato. De sus cientificos contra la utilizacion de un arma de ee calibre.

    Creo que estas cosas (y muchas otras mas) no se pueden perdonar, ni olvidar, ni mucho menos aceptar.

    Y disculpen las diferencias de opinion, pero Tibbets nunca se arrepintio, hace unos años se subio a un bombardeo reciclado y tiro unas bombas nucleares de juguete a una muchedumbre que lo alentaba. Seguir ordenes… otros militares se opusieron, como el general a mando de las fuerzas, otros generales muy importantes, el piloto del bombardero que lanzo a “fat man” en Nagasaki-shi, etc, etc, etc.
    Y otra cosa… fueron mas de 170.000 no 17.000.

    Saludos.

  9. 9 loki noviembre 5, 2007 en 4:11 am

    yo no puedo decir si se arrepintio o no, ya que no he estado a su lado, asi creo que eso la gente no lo puede saber, las apariencias engañan, quizas se arrepintio o quizas no, lo que todos sabemos es que lo que hizo fue una de las cosas mas crueles del mundo, y esperemso que descanse en el infierno, con los remordimientos de todas aquellas personas inocentes que murieron y de las cuales muchas ni llegaron a poder apreciar el significado de la vida.

  10. 10 victornuno noviembre 5, 2007 en 4:33 am

    Para mí, el arrepentimiento cuenta entre las virtudes humanas. Todos tenemos nuestros errores, y el arrepentimiento muestra una humildad que siempre nos enseña a ser más humanos en todos los mejores sentidos …

    … no sé si será verdad, pero una persona que no tenga un mínimo arrepentimiento, y de forma fría, ante tantas muertes y terror, … ya tiene su castigo.

    Nora, un abrazo desde Madrid.

  11. 11 hashassin noviembre 5, 2007 en 4:47 am

    Nora:

    Yo e puesto el mismo post en mi blog :mrgreen:

    Mhyst:

    Ya e respondido a tu mensaje en japones en mi blog.

    咲く路 (セルシオ):

    Ni se puede perdonar ni olvidar,para que cosas asi no ocurran mas en la historia.

    El mundo esta muy mal…

  12. 12 CositaLinda noviembre 5, 2007 en 5:44 am

    Que poder decir que no se haya dicho ya. Personalmente no creo que se tenga que culpar a Paul, a fin de cuentas simplemente fue el que lanzo la bomba, pero la decisión venía desde más arriba.
    (Y eso de que pudo haber dicho NO, y que lo pilote otro; abría que saber las consecuencias de esa negativa, ya que es un acto de insubordinación, que empieza con un consejo de guerra y se acaba con una condena bastante severa, en la mayoría de los países con la pena de muerte, pero supongo que eso ya dependería del código militar de los Estados Unidos de la época)
    Fue el presidente Truman el que autorizo el lanzamiento de las dos bombas atómicas. Pase que se justifique la primera bajo la excusa de que así se ahorrarían vidas (y dinero) en una campaña más larga que abría sido la invasión de la las islas principales de Japón, aunque tras la primera, Japón ya planteo la rendición del país.

    Desde pequeños nos enseñan que ciertas cosas están mal, como quitarle la vida a otra persona, pero en caso de guerra nos dicen lo contrario, incluso nos alientan a ello, demonizan a nuestros “enemigos” y nos hacen ver que son una amenaza para nuestra forma de vida y la de nuestros seres queridos.
    Me resulta gracioso los eufemismos que se usan hoy en día para suavizar los términos derivados de las guerras como conflicto armado o daños colaterales. Así como el hecho de que en los bandos vencedores nunca haya criminales de guerra y en cambio las filas de los vencidos estén repletitas; pero claro por algo son los “buenos”, y los “buenos” siempre ganan. Por lo menos es curioso como dependiendo de si tu país gana o pierde una guerra se te puede considerar como héroe o criminal.

    PD: No habría estado mal que el señor Paul Tibbets, reflexionase sobre las vidas que arrebato, ya que aun que en aquel momento eran el “enemigo”, simplemente eran personas que les había tocado vivir en un lugar y un período conflictivo.

  13. 13 luz noviembre 5, 2007 en 6:43 am

    pues este mitico personaje nadie va a saber si en realidad estuvo arrepentido o no… solo el, a decir verdad creo que si se arrepintio alguna vez pero no frente a nadie …. aunque todo soldado tiene un sentimiento patriotico y todos deben hacer algo por su pais sea extremadamente bueno o extremadamente malo para sus contrarios.

    En lo personal no me gusta referirme a estados unidos como un lugar bueno, pero mejor ahorro mis comentarios, no quiero decir algunas palabras o malentenderse :).

    Feliz semana para ti tambien nora :D

  14. 14 Núria noviembre 5, 2007 en 6:55 am

    Loki, Luz: Yo tengo grabado en un video el documental que se pasó por la TV3 (Televisión de Catalunya) en el 50 Aniversario del lanzamiento de la bomba atómica sobre Hiroshima. En dicho documental salía el señor Paul Tibbets, diciendo que hizo bien en su momento (refiriéndose al lanzamiento de susodicha bomba) y que si le dijeran que lo volviera a hacer, lo haría. Eso es una muestra de no arrepentimiento y además, ensañamiento.
    No se pueden disculpar tales pensamientos.
    Saludos!

  15. 15 Jac noviembre 5, 2007 en 6:58 am

    Lo unico que se me ocurre que para hacer el trabajo sucio de este calibre los yankis tuvieron que mandar a alguien cuyo c.i. no fuera muy alto y cuya educación fuera escasa. Lo que hoy llamariamos un tonto patriota…
    Pues eso, que felices son los tontos…

  16. 16 Primipilus noviembre 5, 2007 en 7:22 am

    Bueno, bueno, bueno… creo que esta vez yo voy a ser el encargado de sembrar la polémica, lo que voy a decir puede que moleste a mucha gente, pero seria un hipócrita si no dijera la que pienso. A continuación voy a ejercer de abogado del diablo e “intentare explicar (que no justificar)la actitud de Paul Tibbets”.

    La gran mayoría de los pilotos de bombardero de la 2ªGM tenían una gran ventaja, frente al soldado de infantería, que les impedía desarrollar el sentimiento de culpa tan común en entre estos últimos, ellos al contrario que los soldados casi nunca veían al enemigo al que mataban. Iban “tranquilamente” volando a 8.000 ó 10.000 m de altura (una distancia a la que solo son visibles edificios y grandes estructuras) y simplemente cuando llegan a un punto soltaban su carga de muerte y se volvían a casita sin ver las consecuencias de sus actos en primera persona. Hay una gran película llamada “El tercer Hombre” la cual tiene una escena que se desarrolla entre dos personajes en la cima de una noria que creo que refleja perfectamente la situación de los pilotos y me gustaría reproducir a continuación el dialogo:

    “mira ahí abajo -prosiguió, señalando a través de la ventana a la gente que se movía como moscas negras en la base de la noria-.

    ¿De verdad podrías sentir lástima si una de esas manchas dejara de moverse para siempre?

    Hombre, si te dijera que podías conseguir veinte libras por cada mancha que se detuviera, ¿de verdad me dirías que me quedara con mi dinero sin una vacilación? ¿o calcularías de cuántas manchas podrías prescindir sin problemas?”

    Después de comentar estas circunstancias, solo puedo decir, que creo sinceramente que Paul Tibbets no se arrepintió nunca, por la sencilla razón de que el creía que no había hecho nada de lo que arrepentirse, además Tibbets no fue seleccionado al azar para esta misión, si fue elegido es porque aparte de buen piloto tenia una motivación y fortaleza mental a toda prueba que impedirá que pudiera tener algún cargo de conciencia antes o durante la operación que hiciera peligrar el éxito de la misma.

    Ahora en referencia a la necesidad del lanzamiento de la bomba atómica me gustaría reproducir parte de un comentario que escribí en una entrada otro blog en relación al mismo tema:

    “En el verano de 1945 después de retomar isla por isla el imperio japones, y tras brutales y sangrientas batallas como Guadalcanal, Iwo Jima u Okinawa el ejercito americano se preparaba para la invasión de las islas principales del archipiélago de Japón.

    Hacia unos meses la batalla por Berlín, una ciudad solamente, había terminado con un balance de unas 500.000 bajas alemanas entre muertos y heridos, así como unos 80.000 muertos y 300.000 bajas por parte del ejercito ruso. Con las fuerzas militares y población civil japonesas decididas a resistir y luchar por cada palmo de terreno hasta la muerte, las posibles bajas tanto para atacantes (centenares de miles) así como defensores (¿Millones?) escapaban a cualquier calculo razonable.

    Todo buen comandante tiene dos objetivos: cumplir las ordenes recibidas e intentar que las bajas propias sean las menores posibles, el numero de victimas enemigas es secundario.

    Por eso un golpe lo suficientemente brutal y demoledor que fuera capaz de quebrar el espíritu de lucha japones, podría a la larga salvar infinidad de vidas de soldados americanos y de rebote muchas mas vidas civiles de las que causaron las bombas.”

    Me gustaría que la gente pensara en esto: “¿Que es mejor? matar a 100 personas o matar a 10 si con esto ultimo evitamos que mueran las otras 100, ¿Un mal menor u otro mucho mayor?”.

    Después de esto solo me queda despedirme, esperar que no me lluevan demasiados insultos, y que si alguien piensa que estoy equivocado que intente revocar mis argumentos de forma razonada y si me hace cambiar de parecer, no tendré ningún inconveniente en reconocerlo públicamente.

  17. 17 moro ms noviembre 5, 2007 en 8:03 am

    La verdad es que, aun diciendo que si una invasión terrestre hubiese causado menos muertos, que si tal que si pascual; argumentos que usan los Estados Unidos aún hoy para justificarlo, y ahí no voy a meterme, a lo mejor es verdad, como justifica Primipilus.

    Pero qué menos que pedir perdón 50 años despues, que aunque solo sea un muerto, creo que ya es suficiente motivo para arrepentirse.

    Y por poco arrepentido que estés, eso de decir que duerme muy bien por las noches, aunque sea verdad, es de mal gusto; cuanto daño harán tan pocas palabras a tantas familias.

    No parecia una buena persona. Sayonara.

    Saludos.

  18. 18 NicteKono noviembre 5, 2007 en 8:37 am

    Probablemente este hombre pudo dormir todas las noches, pero pudo vivir en paz consigo mismo durante tanto tiempo? Creo que no, creo que pago un precio muy alto por lo que hizo, que vivio lleno de miedo y lo reflejo en su testamento, al pedir que su cuerpo fuera encinerado y que su tumba fuese anonima, tenía miedo incluso de lo que pudiera sucederle después de muerto cuando ya no puede hacerse nada en su contra… creo que era un raton escapando del gato todo el tiempo.

  19. 19 Charly W. Karl noviembre 5, 2007 en 11:25 am

    Ese hombre no solamente no se ha arrepentido de lo realizado, sino que siempre se ha vanagloriado por haberlo hecho, demostrando una falta de ubicación descomunal.

  20. 20 Ian noviembre 5, 2007 en 3:49 pm

    Como ya algunos lo dijeron, no solo No se arrepintió, sino que en una reciente (2002) entrevista mencionó respecto a los terroristas, que si por el fuera SI usaría otra bomba atómica. Y agregó:

    “Se va a matar a mucha gente inocente al mismo tiempo, pero nunca hemos peleado una maldita guerra en ningún lugar del mundo en donde ellos no mataran gente inocente.”
    http://www.guardian.co.uk/g2/story/0,3604,769634,00.html

    Jac, este individuo no era ni de bajo c.i., ni de escasa educación. Pero eso no es lo importante.

    Gracias Nora por el post que invita a la reflexión.

  21. 21 nohansen noviembre 5, 2007 en 4:23 pm

    una pregunta el que pensó que “habia hecho lo correcto” fue ÉL ?????
    o mas bien EL QUE DIO LA ORDEN DE LANZAR LA BOMBA ????????

    es sorprendente lo que puede hacer una “orden superior” a tal grado que ni el tiempo ni las circunstancias pudieron tocar el corazon de ese hombre……..

    en fin que Descanse en paz y que Dios se apiade de su alma.

    saludos. ;)

  22. 22 corsaria noviembre 5, 2007 en 6:46 pm

    Un peón más de los que hubo muchos y los seguirá habiendo -por desgracia- en todas las guerras. Si bien llevó a cabo lo de tirar la bomba, muchos otros participaron, ordenaron, o consintieron todo eso.

    No sé si habrán dormido bien desde aquello, aunque siempre existen disculpas incluso para los crímenes más atroces. :/

    Prueba de ello es que se siguen organizando, justificando y creando guerras. ¿No aprendemos nada?

    Saludos Nora. :)

  23. 23 Fel noviembre 5, 2007 en 6:53 pm

    Es como tu post de no borrar la historia, Si este tipo c arrepintio, solo el lo supo. Creo que la mayor parte de nosotros comprende hasta donde puede llegar la estupidez del ser humano (no tiene limites).

    Esperemos que no se repita en el futuro. Aunque todos los dias se repite a menor escala,en los secuestros, asaltos,discriminacion racial, abortos, violaciones,ambiciones de poder,pornografia infantil, maltrato a los animales,narcotrafico,etc.

    Cuantas de estas personas que cometen estas atrocidades,c arrepienten realmente, o pueden dormir tranquilas.?

    Desgraciadamente la moraleja que nos dejo el sr.tibbets, fue todo lo que puede devastar una bomba atomika.

    Saludos Norita un beso.

    Fel.

  24. 24 Andrómeda noviembre 5, 2007 en 7:04 pm

    Indudablemente, el lanzamiento de la bomba atómica sobre Hiroshima y Nagasaki ha sido una de las atrocidades más relevantes del pasado siglo XX. A las masacres espantosas ocurridas durante la II Guerra Mundial, se suma un hecho que, si bien no generó el mayor número de muertos de toda la contienda, tiene, en cambio, una importancia suprema. ¿Y por qué? Pues porque desde ese momento, la posibilidad de la destrucción total del mundo en el que vivimos se hizo evidente.

    El castigo a Japón con el lanzamiento de esas bombas, supongo que pretendía ser ejemplarizante… Pero a mi me preocupa más el castigo moral. Detesto las humillaciones de todo tipo, provengan de donde provengan, en tiempos de paz, en tiempos de guerra, aquí o allá. Las detesto, y para mi (aunque sé que parece que hablo como el capitán Alatriste ése), esto se trata de una especie de cuestión de honor. Tengo mi propia opinión sobre los que aplastan con la bota a un enemigo vencido y, aunque os prometo que trato de moderarme, que me conozco, se me revuelven las vísceras cada vez que pienso en el sufrimiento a la población civil. Es mayor el deshonor de los que lanzaron esas bombas, a mi entender, que el deshonor de los vencidos.

    Pero vuelvo al tema del post. La responsabilidad por la decisión de los lanzamientos sobre estas ciudades ha sido muy discutida por los historiadores desde entonces (yo no me olvido de que mi madre nació justo un mes después de Hiroshima, así que lo tengo siempre como muy cercano). Truman, en este sentido, es a mis ojos el máximo responsable. Por otro lado, tanto el tal Tibbets, como su bombardero mayor, Ferebee, y su capitán, Parsons, eran plenamente conscientes de lo que iban a hacer. Aunque tengo la opinión de que, muchas veces, no somos conscientes de los efectos totales de las cosas, hasta que éstos ocurren efectivamente.

    En fin… No soy psicóloga, y no sé si este hombre se arrepintió, o se pasó más bien al extremo contrario, negando cualquier culpa o responsabilidad sobre sus actos. Personalmente, creo que todos somos responsables de lo que hacemos en mayor o menor medida, y que las excusas (como “es que yo obedecía órdenes”) pueden ser más o menos válidas, según la ideología del que juzga. Se ha ido alguien que tuvo una importancia crucial en la historia de este planeta, no tanto por su talla como ser humano, sino por los terribles acontecimientos en los que estuvo implicado. Descanse en paz.., esa paz que llegó demasiado tarde para todos aquellos que fueron devorados por el fuego abrasador de la bomba atómica.

    Como opinión personal final, dudo mucho de que este hombre no se arrepintiera jamás de su participación en Hiroshima y Nagasaki… A menos de que fuera un auténtico degenerado o un loco, en el corazón de todos los seres humanos hay un espacio, más pequeño o más grande, para la compasión. Quiero creer que él también lo tenía. Quiero tener fé y pensar que el horror del fin de la guerra en Japón, no se volverá a producir: ni allí, ni en ningún otro lugar sobre la faz de este bello planeta.

    Saluditos…

  25. 25 Leydhen noviembre 5, 2007 en 8:34 pm

    Considerar como héroe a una persona que, de modo más o menos directo, causó la muerte de miles de personas en un instante no sé siquiera cómo calificarlo. Un héroe es una persona que salva vidas, no que las aniquila. Y no me sirve como excusa que se ahorraron muertes en la toma terrestre del archipiélago japonés. Japón estaba en conversaciones con la URSS para rendirse, hay documentación al respecto, sólo que EEUU prefirió probar el efecto de su nuevo “juguete” cuando aún era “moralmente admisible” (no hay que olvidar que la bomba de Hiroshima era distinta a la que se lanzó en Nagasaki), a la vez que mandaba un mensaje muy claro a Stalin (y no disculpo al ruso, eh!! Que sus muertos propios cargó también a sus espaldas y sin arrepentirse tampoco, estopy por jurarlo)

    No sé si tuvo o no remordimientos por lo que ayudó a hacer (él pilotaba, otros lanzaron la bomba y otros más importantes y con más poder dieron la orden), pero si fue capaz de dormir tranquilo todas las noches que le quedaban de vida o estaba completamente alienado por el sentido del “deber ” y el “proteger a su país” o bien era un ser sin sentimientos. Puesto que tuvo familia e hijos y seguramente nietos a los que acunó en sus rodillas y ante los que sonrió… no sé qué pensar. Creo que ningún ser humano decente podría seguir toda su vida tan tranquilo y feliz sabiendo a lo que llevaron sus actos.

    Y lo digo después de llorar a moco tendido y de sufrir pesadillas durante una semana larga después de ver un documental, protagonizado por supervivientes de la bomba en Hirosima. Porque cuando describían el infierno en la tierra, con la gente carbonizada o quemada viva, los ríos llenos de cadáveres y las cabezas que caían rodando de las piras funerarias, yo me sentía morir.

    Demostrar arrepentimiento no hubiese deslustrado esas medallas que le dieron por su “heroica acción” Hubiera podido seguir pensando que había cumplido su deber… pero que hubiese preferido ahorrar tanto horror a tantas y tantas familias.

  26. 26 Viva Zapata noviembre 5, 2007 en 8:54 pm

    Nora,

    Aunque es dificil saberlo con absoluta certeza, basandose en sus multiples declaraciones por tantos an~os, lo mas seguro es que ni en sus ultimos minutos haya tenido algun remordimiento.

    Claro que lo causado por explosion atomica es algo mas que brutal, y espero que nunca vuelva a pasar, y no me convencen los argumentos que dicen que gracias a que se utilizo se salvaron mas vidas de las que se sacrificaron.
    Sin embargo, no debemos olvidar que las guerras aun sin bombas atomicas generan cientos de miles de muertos, y las consecuencias son igual de traumaticas.

    Ademas, no puedo dejar de pensar como las guerras han beneficiado a los EUA, y como se han autoproclamado como los jueces del planeta, como han intervenido en tantos paises, y causado tantas guerras.

    Finalmente, como Zapatista, los conmino a luchar en contra del mal gobierno (sean de donde sean).

    Ya Basta!

    http://zeztainternazional.ezln.org.mx/

  27. 27 Orochi noviembre 5, 2007 en 9:27 pm

    El ejecutaba ordenes, la verdad es que eso fue un verdadero holocausto y América todavía no ha pedido perdón por todo el sufrimiento que ha generado.

  28. 28 sinchi noviembre 5, 2007 en 9:51 pm

    LO HABRÁ MATADO SU CONCIENCIA???

  29. 29 shon noviembre 5, 2007 en 11:50 pm

    Bueno, ya se ha comentado de todo asi que intentare ser breve

    En el 60 aniversario estuve a punto de presenciar en directo algun acto conmemorativo en Hiroshima, pero llegue una semana tarde. No lo he vivido, pero estuve alli, lo senti… recorde muchas historias que comentaban en varios documentales que he visualizado sobre Hiroshima y la guerra mientras observaba el “dome”… ese medico que es la primera ayuda que recibe la ciudad despues de la bomba, la chica del tren,… empece a leer un poco en los paneles que habia de informacion, pero decidi parar. Eran demasiadas sensaciones para un solo dia, me empezo a temblar el pulso y solo tenia ganas de llorar…

    Solo dire que no me imagino otra accion de estas en el mundo actual, ya que las consecuencias serian mucho mas devastadoras

    Y dudo mucho que este personaje se haya arrepentido cuando ha llegado hasta los 92 siendo el titular de una accion de semejante magnitud y con las declaraciones que ha hecho en varias ocasiones. Cualquier persona que tuviera semejante carga, seria como para volverse loco o como minimo no llevar una vida normal

  30. 30 759 noviembre 6, 2007 en 12:08 am

    La responsabilidad o culpa del lanzamiento de la bomba atómica creo que recae sobre la colectividad norteamericana entera de ese entonces y no tanto sobre un individuo al que le tocó ser el ejecutor material de la parte final del plan….. A mí no me interesa si ese señor se arrepintió o no; eso habría que preguntarles a todos los responsables y colaboradores, y además supongo que si no él, no habrán hecho falta candidatos para realizar esa misión… Lo único que espero es que no se repitan cosas similares.

  31. 31 Primipilus noviembre 6, 2007 en 1:33 am

    Si, es cierto que Japón solicito a la unión soviética su intermediación para entablar unas posibles negociaciones de paz con E.E.U.U. pero estas negociaciones nunca llegaron a establecerse por 2 puntos principalmente:

    1º Japón quería una paz acordada con una serie de puntos innegociables de los cuales el mas importante era la salvaguarda de la figura de emperador, pero E.E.U.U. ya en la conferencia de Casablanca comunico que solo aceptaria la “rendición incondicional” de los países pertenecientes al eje.

    2º E.E.U.U. no tuvo constancia de este intento de negociacion por parte de Japón hasta tiempo después de finalizada la guerra ya que la Unión Soviética no se lo comunico en ningún momento, pues la intención de la U.R.R.S. en todo momento fue que la guerra durara todo lo posible porque en esos momentos estaba trasladando fuerzas a marchas forzadas hacia la frontera de Manchuria para una vez que estuviera lista declararle la guerra a Japón e iniciar la invasión de este territorio (cosa que hizo varios días antes del fin de la guerra), para de esta forma poderse sentar en la mesa de los vencedores durante las negociaciones de paz con todo lo que esto conllevaria, indemnizaciones, repartos de territorio, concesiones políticas, etc.

    En cuanto a lo de elegir entre matar a centenares de miles o millones, por supuesto que es moralmente repugnante, pero olvidamos que esto ocurrió durante la guerra mas brutal que ha sufrido nuestro mundo donde todos y cada unos de los contendientes perdió cualquier rasgo de humanidad que hubiera tenido antes de la guerra, y personalmente creo que esto para el ejercito estadounidense no era importante pero con toda seguridad esta era la forma en que morirían menos soldados americanos y eso si que le importaba.

    Y una ultima cosa dirigida a toda la gente que piensa que Japón es una pobre víctima de la monstruosidad atómica (que lo es), si Japón hubiera desarrollado la bomba antes que Estados Unidos y hubiera tenido capacidad para lanzarla, ¿Creen que no la hubiera utilizado? Yo no lo dudo.

    Esto ultimo no lo escribo con animo de crear polémica sino para intentar mostrar la otra cara de la moneda, y demostrar mi opinión de que en una guerra los dos bandos, tanto “buenos” como “malos” pueden realizar actos que en tiempos de paz serian tildados de monstruosidad inenarrable, pero que en tiempo de guerra son completamente admisibles. Ya lo dijo hace mas de 2000 años Plauto “lobo es el hombre para el hombre, y no hombre”.

  32. 32 Jorge noviembre 6, 2007 en 2:02 am

    Una vez lei acerca de lo que se denomina “la moral del soldado”.
    Uno puede negarse a tomar las armas y depenediendo de la cultura en la que viva puede ser comprendido o simplemente encarcelado.
    Pero una vez tomadas las armas, todo el sistema esta construido para comvencer la soldado de que esta haciendo lo correcto, es la unica manera de lograr que pelee, una vez convencido hara lo necesario.
    Sospecho que este hombre penso asi toda su vida, aun asi creo que es el menor de los culpables, claramente el no inicio la guerra, si nos fijamos mas en detalle, el era el piloto, ni siquiera era el oficial “bombardero” del avion, el no la diseño, ni trabajo sin descanso para construirla, si el se hubieran negado, otra habria ido en su lugar.

    No me mal interpreten, no lo justifico, simplemente pienso que este hombre estaba totalmente convencido de que hacia lo correcto y paso el resto de su vida viviendo en una sociedad que nunca dejo de respaldarlo, no creo que se haya arrepentido de nada.
    La tripulacion de esos bombarderos si mal no recuerdo era de 10 hombres, y hubo mucho otra gente implicada, si vamos a buscar arrepentimiento, hay que ir mas arriba, mucho mas arriba y en ambos bandos.

  33. 33 Pipó noviembre 6, 2007 en 2:30 am

    A mi modesto modo de ver, No creo que el tema esta en lo bueno o malos que eran en un bando u otro, del número de muertes o de hacer suposiciones sobre que habría pasado si…

    Se trata del arrepentimiento.

    Es decir este señor decía no sentir pesar por haber abierto la compuerta de la bodega de su avión.

    El sentimiento inicial del arrepentimiento es la pena, uno de los sentimientos básicos que nos “diferencian” de la mayoría de animales. Obviamente el sr.Tibbs no sentía ninguna pena.
    Las emociones que surgen de ese sentimiento pueden ser de culpa vergüenza y remordimiento. Y aunque jamás sintió ninguna de ellas, yo creo que algo le corroía en su remordimiento sino no me explico sus últimas voluntades.

  34. 34 咲く路 noviembre 6, 2007 en 2:58 am

    Primipilus… con el permiso de la autora te voy a aclarar algunos puntos (o me dara un ataque).

    1º. Aun asi queda muy claro que las tratativas de rendicion estaban realizadas. Matar 170.000 personas en medio de la tratativa va en contra de cualquier codigo militar, etico y moral. Sin contar los acuerdos internacionales.

    2º. EE.UU estaba perfectamente al tanto, solo que lo nego. Eisenhower, General al mando del ejercito de los EE.UU., aviso al mismisimo gabinete de los EE.UU. que el emperador estaba por rendirse. Tambien expuso su idea sobre que arrojar una bomba de ese tipo seria una perdida inutil de vidas, un gasto exajerado y una decision poco acertada para el Gobierno. Y que paso? Le dijeorn, la guerra esta terminando, es usted un muy buen general, venga a casa que nosotros terminamos de recojer el equipaje (y ahi mandaron al bebe de Enola Gay).

    Y sobre el resto de tu comentario:

    “…moririan menos soldados americanos”

    Los soldados estan entrenados para matar y morir, esa es su funcion, su trabajo y su destino, cualquiera que prefiera sacrificar a 170.000 civiles a cambio de un puñado de soldados es un asesino. Y otra cosita, no voy a profundizar, pero los soldados no eran “americanos”, eran Estadounidenses o Norteamericanos, cabe la aclaracion por favor, ya que el resto de america (que es muy grande) no participo.

    Y sobre si Japon hubiese o no lanzado una supuesta bomba… aca no estamos hablando sobre supuestos, simplemente sobre el asesinato impune de 170.000 seres humanos, animales, plantas, etc. Si lo hubiese hecho Japon, en este momento estaria furioso y dolido con ellos.

    Y sobre la “admisibilidad” del asunto… creo que quedo claro que en ningun momento fue admisible la bomba atomica, ni en tiempos de paz, ni en tiempos de guerra. Ni los militares norteamericanos (salvo el sicario Tibbets), ni los cientificos que la construyeron creyeron que era correcto en ese momento.

    Disculpa nora oneechan por manchar con polemica este hermoso post, pero hay cosas que no se pueden dejar pasar. Los hechos son los hechos, simples, sin interpretaciones o supuestos.

  35. 35 Gotaro noviembre 6, 2007 en 3:59 am

    Estoy de acuerdo en que si la bomba la hubiese tenido Japón se la habrían lanzado a los EEUU, no se habrían cortado ni un pelo, supongo.
    Sobre la culpabilidad de lanzar la bomba creo que los verdaderamente culpables son los que tienen el poder, los que dan las ordenes y envían a la gente engañada u obligada a matar y ser matados. Son tan culpables los que lanzaron la bomba como los dirigentes Japoneses que incluso después de la explosión de la primera bomba seguían negándose a rendirse, provocando con ello el segundo bombazo.
    En mi humilde opinión creo que en las guerras no hay vencedores ni vencidos, todo el mundo pierde. Lamentablemente seguimos viviendo en países o gobiernos llenos de miedo y recelo que nos intentan lavar el cerebro tanto si queremos como si no, obligándonos a aprendernos himnos vacíos que no representar la realidad y a inculcarnos mediante el miedo y el odio el deber de proteger al país (sobre todo al gobierno y sus dirigentes) aun a costa de manchar nuestra alma con la sangre y vida de otras personas. Debería existir una isla donde poder enviar a toda esa gente que desean ir a la guerra para que allí puedan pegarse o matarse entre ellos hasta aburrirse o cansarse, y así no escudarse ni utilizar a los civiles y dejarnos vivir en paz.
    Ojalá pronto nos demos cuenta de que el único país que existe es el mundo en si mismo. Y que lo que debemos proteger es la integridad de nuestra alma.
    Un saludo.

  36. 36 Primipilus noviembre 6, 2007 en 7:22 am

    Para 咲く路

    1º En ese momento no había en marcha ningún tipo formal de negociación de paz, por lo cual las todas las acciones militares podían continuar normalmente.

    2º En este punto tengo que darte en parte la razón, he estado refrescandome la memoria sobre este episodio, y aunque creo estar en lo cierto sobre que los rusos se la jugaron a los japoneses al no comunicar sus intenciones a E.E.U.U., también he descubierto que al fallarles la “via rusa” intentaron establecer contactos a través de la diplomacia suiza, entrando en contacto distante con Allen W. Dulles (posteriormente, primer director civil de la cia) que en ese momento se encontraba en Berna trabajando para la Oficina de Servicios Estrategicos, pero todo esto fue bastante lento y poco enérgico y como ya he dicho en ese momento lo único que hubiera aceptado E.E.U.U. hubiera sido una clara y rotunda declaración de rendición incondicional

    Por supuesto que la función y para lo que esta entrenado un soldado es para matar y morir por su país, en eso estamos totalmente de acuerdo, tu dices que: “cualquiera que prefiera sacrificar a 170.000 civiles a cambio de un puñado de soldados es un asesino” y estoy totalmente de acuerdo contigo, pero hablamos de E.E.U.U. un país que fue capaz de encerrar en campos de concentración a sus propios ciudadanos por el simple echo de ser de origen japones cosa que no hizo con los de origen alemán o italiano, sinceramente creo que en ese momento no le tenían mucho aprecio a los japoneses y que no les importaba cuantos murieran si podían salvar con ello la vida de muchos soldados, y si digo muchos porque supongo que conocerás los cálculos de bajas para la invasión terrestre pero las diré para el que no las conozca: soldados estadounidenses 1.000.000 de bajas, japoneses 2.000.000 de bajas. Por eso vuelvo a decir que creo que no tuvieron ningún tipo de remordimientos si de este modo salvaban a ese millón de soldados aunque por el camino calleran 170.000 civiles.

    Sobre lo de “soldados americanos” ha sido un lapsus y por ello pido sinceramente perdón si te he ofendido, pero en todo momento creo mencionar a E.E.U.U. y los soldados estadounidenses, por lo que creo que dentro del contexto estaba claro a quien me refería, aun así vuelvo a pedir disculpas si con ello he ofendido a alguien.

    Con respecto a la “admisibilidad”, creo o no haberme expresado bien o tu no me has entendido correctamente, no me refiero a que haya actos que en tiempos de guerra sean moralmente admisibles al contrario que en tiempos de paz, sino que en tiempos de guerra el ser humano se arranca la mascara de humanidad que lleva puesta durante tiempos normales y debajo aparece el monstruo que es en realidad, y que actos que ni se plantearía llevar a cabo en tiempos de paz no le quitaría el sueño realizarlos durante una guerra.

    El uso de la bomba atómica es un claro ejemplo, aunque el mundo quedo horrorizado con los efectos de las misma eso no ha sido impedimento para que aumentaran en tamaño y numero, y que desde entonces ya hayan estado apunto de usarse varias veces, por ejemplo, una vez fue durante la crisis de los misiles de Cuba la cual estuvo a punto de desembocar en una guerra nuclear entre E.E.U.U. y la U.R.S.S. y otra fue durante la guerra del Yom Kipur en la que Israel estuvo muy, muy, muy cerca de utilizarlas, estas han sido las veces que mas cerca se ha estado de su utilización pero no han sido las únicas, así que por favor no me hables de moralidad pues esta es la primera víctima en una guerra.

    Por ultimo solo diré que en ningún momento quise justificar o elogiar las acciones del ejercito estadounidense tan solo mostrar porque razón tomaron estas decisiones.

    Ya solo resta despedirme y una vez mas pedir perdón a Nora y a todos los lectores si se han sentido ofendidos por lo que he escrito, aunque he intentado por todos los medios ser respetuoso con todo el mundo parece que no lo he conseguido.

  37. 37 Leydhen noviembre 6, 2007 en 8:05 am

    Primipulus

    No tienes porqué disculparte. Pese a que no comulgo con muchas de tus afirmaciones, sempre es grato escuchar la opinión de otra persona, aunque sea contraria, si es expresada como tú lo haces_: con serenidad ni malos modos, ni tratando de imponer tus tesis “porqué sí”. Tu actitud es la que hace gratos los debates ^__^

    Sin embargo (soy polemista, lo siento. Parece mi segunda naturaleza) voy a dejar caer sólo una o dos ideas más. Una vez que ya has admitido que Japón había mostrado su intención de rendirse (podían haber sido contactos tímidos, pero por algo se empieza y probablemente estos contactos hubieran llevado a la rendición incondicional que se buscaba) la “teoría” del uso de las bombas atómicas para evitar una masacre entre los soldados y la población civil (3 millones en total, según las cifras que esgrimes) ya no se sustenta. Si había movimientos a favor de la rendición, las bombas ya no eran necesarias como coacción.

    Y, aún admitiendo que se pudieran usar esas bombas para ello, ¿porqué no atacar bases militares? Estoy convencida de que habría acuartelamientos de tropas suficientemente numerosos como para que el “mensaje” quedara tan meridianamente claro como en Hiroshima y Nagasaki.

  38. 38 natalia noviembre 6, 2007 en 9:23 am

    ufff.. pensar que si yo hago sentir mal a una amiga tengo un sentido de culpa horrible y no puedo ni dormir…
    y ese hombre como si nada.. pero bueno quizas era solo una careta y bien en el fondo la pasaba muy mal =(… que horrible tener el peso de miles de muertes….

  39. 39 Coca noviembre 6, 2007 en 9:50 am

    Hola Nora,

    Que lamentable lo que ocurrio en el pasado con eso de las guerras. Nunca sabremos que pasa por la mente de los demás, asi que quizás este hombre creyó que hizo lo correcto porque siguio fielmente las instrucciones de sus superiores, si conocer realmente las consecuencias de sus actos. Aun existen muchas personas que siguen fielmente las ordenes o creencias impuestas y asi van por la vida (los que se prenden fuego en protesta, los que conducen los carros bomba, etc..).

    En fin, sirva tu post de este día para hacer una reflexión.

    Saludos y buen inicio de semana……aqui apenas es lunes (ja).

  40. 40 Primipilus noviembre 6, 2007 en 11:21 am

    Leydhen, a mi también me gusta una buena discusión, si se hace de buena manera se puede aprender mucho del oponente, y ahora voy a intentar darte mi opinión sobre esos puntos que has indicado.

    El mayor problema con respecto a la rendición del Japón como ya dije antes fue la nefasta decisión tomada por los aliados en la conferencia de Casablanca, en la que decidieron que solo admitirían la rendición incondicional de los países del eje y mientras que esta no se lograra se seguiría atacando, actitud que solo consiguió que el conflicto se alargara durante meses cuando ya estaba claro quienes eran los vencedores.

    Esta actitud de EEUU solo consiguió provocar gran temor en el gobierno japones al ver en ella un claro peligro para la figura del emperador, cuya seguridad y continuidad eran innegociables para el gabinete nipón, lo cual entraba en claro conflicto con la rendición incondicional que exigían los EEUU, aparte de esto existían luchas internas entre el gobierno y el ejercito el cual clamaba que la victoria todavía era posible, lo que impedía que el gobierno pudiera tomar una decisión fuerte e inamovible e iniciar negociaciones de paz.

    Finalmente el 26 de Junio durante la conferencia de Postdam los aliados enviaron a Japón un ultimátum en el que exigía su rendición incondicional e inmediata, que de no producirse llevaría a la destrucción total y fulminante del territorio metropolitano, ultimátum que fue rechazado por el gobierno japones el día 28 del mismo mes, es mas, incluso después del lanzamiento de las 2 bombas el ejercito todavía quería plantar batalla, y solo la decisión del emperador de “afrontar lo insoportables ” dio las condiciones necesarias para aceptar la rendición incondicional exigida por EEUU, e incluso después de esto el mensaje de rendición que grabo el emperador para ser emitido por la radio sufrió un intento de secuestro por parte de un grupo de militares para impedir su emisión y continuar la lucha hasta el final.

    Respecto a la elección de los objetivos, soy de la opinión que no hubiera hecho falta detonar las bombas sobre una ciudad, que con una demostración de fuerza en algún lugar no habitado hubiera sido suficiente, pero eso no invalida que Hiroshima fuera un importante objetivo militar: un gran centro industrial, importante puerto, base del 2º ejercito japones de defensa territorial, grandes depósitos de armamentos y la ubicación de la planta de investigación del ultrasecreto caza a reacción japones, en cuanto a Nagasaki era el objetivo secundario (y por tanto de menor importancia) del segundo bombardeo pero tuvo la mala suerte de que el primario (la ciudad de Kokura) estaba cubierto de nubes lo que impedía realizar el lanzamiento.

    Espero que mis opiniones te sirvan de algo.

  41. 41 Mhyst noviembre 6, 2007 en 11:50 am

    No se qué puedo decir, ya se han dicho muchas cosas. Suscribo lo que dice leydhen de que querían probar su “juguete” antes de que terminara la guerra, pues realmente amenazaba con terminar. Si hasta tenían una tercera bomba preparada… AL final tendremos que agradecer y todo que no tiraran también la tercera sobre otra ciudad.

    No me voy a andar con remilgos… Admitamos que Hirohito estaba subido de humos (siendo descendiente directo de la diosa Amaterasu Omikami, no me extraña nada…). Pero por muy cabreados que estuvieran los estadounidenses, nada justifica un acto como ese. Rompieron además varias leyes de la Haya sobre los bombardeos. Estas leyes vienen a decir que no se vale bombardear una ciudad llena de civiles aunque haya un objetivo militar válido.

    Esta cuestión no es sólo asunto de los japoneses pues esos bombardeos fueron un crimen, no contra Japón, sino contra la humanidad.

    Creo que no podré ir nunca a Hiroshima, a pesar de que fue la casa del clan Mouri, uno de mis preferidos, porque me embargaría la emoción y no podría evitar llorar. Aún así, mi corazón está con ellos, los que murieron y sobretodo los que aún viven. No dejemos que esto pase otra vez.

  42. 42 Sirius noviembre 6, 2007 en 3:24 pm

    SI no quiso funeral ni que se pusiera su nombre en la tumba por temor a que sus opositores realizaran protestas, entonces es que muy tranquilo tampoco dormía…

  43. 43 isshou noviembre 6, 2007 en 8:04 pm

    Primipilus,

    aunque en relación a este asunto no comparto nada contigo, me resulta muy interesante tu punto de vista, me ayuda a imaginar como pudo pensar Tibbets.

    Con la conclusión de su presente existencia, se habrá ubicado en el lugar que le corresponde. -Bon voyage Tibbets-.

  44. 44 Ichigo (Lucas) noviembre 6, 2007 en 9:40 pm

    El otro día, para ser más exacto el viernes, cuando me enteré de la muerte de este señor, hice el comentario entre mis compañeros de trabajo, y como era de esperarse se armó la discusión, algunos estaban a favor otros en contra y otros, ni siquiera opinaban, la cosa es que yo al final dije “¿Y nunca se habrá arrepentido de lo que hizo?”, y ahora leo que no, la verdad a mi me pareció algo terrible e injustificable, pero bueno cada cual tiene su manera de pensar y lo respeto.
    Muy buen post.
    Saludos desde Argentina :D

  45. 45 Primipilus noviembre 6, 2007 en 9:53 pm

    isshou,

    ese ha sido desde el principio mi intencion intentar mostrar porque se tomaron las decisiones que se tomaron.

    Resumiendo, solamente lo que he venido a decir en todo momento es que lo unico que hubiera detenido los planes de EEUU hubiera sido (vuelvo a decirlo) la total y absoluta rendicion incondicional del Japon cosa que no se llevo a cabo ni siquiera despues del claro ultimátud de los aliados del 26 de Junio, despues de la negativa del Japon a EEUU solo le quedaban 2 caminos hacia la victoria final la invasion terrestre o la bomba y aparte de si estuvo bien o mal utilizada (para mi estuvo muy utilizada) muy posiblemente la bomba fue la mejor solucion.

    Nunca he defendido ni defendere la actuacion de EEUU, solo he intentado mostrar a todo el mundo su actitud, hay que intentar conocer las dos caras de la moneda.

  46. 46 Primipilus noviembre 6, 2007 en 9:58 pm

    (para mi estuvo muy utilizada) = (para mi estuvo muy mal utilizada)

  47. 47 Viva Zapata noviembre 6, 2007 en 10:49 pm

    Primipilus,

    Creo que estas un poco confundido:

    “y aparte de si estuvo bien o mal utilizada (para mi estuvo muy [MAL] utilizada) muy posiblemente la bomba fue la MEJOR solucion.”

    decidete, dices que para ti estuvo MAL utilizada, y en seguida dices que probablemente fue la MEJOR solucion…

    Es cierto que Japon no se rindio incondicionalmente, (como lo tuvo que haber hecho), pero la bajeza del gobierno gringo de no solo tirar una bomba sino dos… es para enfocarse mas a eso, y reprocharlo cada vez que se puede.

  48. 48 La Filistea noviembre 7, 2007 en 12:24 am

    Nora:
    Disculpá que venga hasta ahora ya leí lo que me correspondía en Norapedia 6, he andado algo ocupada, presisamente me enteré de la muerte de este señor y me puse a pensar en vos, y no sé en el pueblo japonés.
    No tengo mayor contacto con alguien del Japón , tan solo un paisano que de vez en cuando visito su blog y sé que vive por allá.

    Lo de Hiroshima siempre me ha parecido un ejemplo de lo que puede llegar a causar las ansias del poder, es decir que “putas tiene que ver la población civil” con todo el rollo que ellos se cargan, pero lamentablemente así son las guerras, y aquí estoy tirando algo trilladísimo pero no por eso carece de importancia.

    Admiro mucho al pueblo de Hiroshima, que se haya levantado de todo lo que pasaron que estoy segura ellos “sí duermen tranquilos”, al menos ese cabrón tuvo la vergüenza de no pedir un funeral, aunque él también haya sido un títere, cualquiera que entra en el ejército debe saber que va a matar o que lo maten, pero -repito- a la población?..

    Abrazos fuertes desde New York City.

  49. 49 Primipilus noviembre 7, 2007 en 1:44 am

    Viva Zapata,

    una cosa es que posiblemente fuera la elección menos mala y otra es que fuera empleada de la forma apropiada, en un comentario anterior ya dije que personalmente creo que con una demostración de su poder en un lugar deshabitado creo que hubiera sido suficiente, y si, con toda seguridad la segunda bomba fue innecesaria y si se hubiera retrasado varios días mas su lanzamiento Japón se hubiera rendido con casi total seguridad.

  50. 50 Girasol noviembre 7, 2007 en 5:13 am

    Hola nora!
    Es triste que hayamos perdido una persona tan importante como él. Es evidente que él es una parte de nuestra historia, la historia de Japón. Yo creo que tampoco podemos pedirle disculpa a él ni a nadie sobre la bomba atómica de Hiroshima. Es la culpa de toda nuestra humanidad. Las guerras no nacen por si solas. Lastima que repitamos mismos errores durante toda la historia. Y no entiendo por qué no aprendemos nada del pasado. Yo creo que somos muy tontos…
    Hasta la vista!

  51. 51 David noviembre 7, 2007 en 11:15 am

    no puedo dialogar con tanata fluides como los anteriores
    pero explicare mi punto de vista de una manera facil en la cual hasta un niño pueda entenderlo.
    este piloto paul no debio sentirse mal para mi era nada mas que un patriota. si se ponen en un lugar central.
    si no hubiese sido el hubiera sido otro asi de facil. ó creen que este piloto era el anticristo, jejejeje
    U.S.A no se hubiera sostenido mas tiempo sin usar una arma tan poderosa. al igual que japon si japon hubiese inventado la bomba atomica creen que la hubiera tenido de adorno en la sala del palacio imperial. seamos razonables somo humanos imperfectos y salvajes dominados por la avaricia mas bien deveriamos de dedicar nuestrros esfuerzos por construir paz y no crear polemica de algo que ni vivimos.
    diran alguno yo perdi a mi tio en la segunda guerra mundial. pero nisiquiera lo conocio como pudo amarlo, no seamos hipocritas, me encantas nora tu luchas por una paz que quiza no veras pero nos dejas las bases para seguir tu ejemplo. Saludos nora “eterna Flor de Cerezo”.

  52. 52 Juan noviembre 7, 2007 en 1:53 pm

    Lo del millón de bajas es basura propagandística. Insostenible. Japón se quería rendir como fuera pero simplemente, no lo dejaban porque querían probar su bombita, a propósito dejaron intactas 2 ciudades para experimentar con cobayas humanas: Hiroshima y Nagasaki, las únicas ciudades en pie, ya que los no menos criminales bombardeos incendiarios (en Tokyo creo que quemaron más de 100.000 personas vivas con fósforo) no habían dejado nada en pie.

  53. 53 billy noviembre 11, 2007 en 11:44 am

    gracias por el dato,no se como pudo lograr dormir todas esas noches,como lo habra echo? tendria familia? le podriamos llamar ser humano? que pasaria por su cabeza al ver toda la destruccion?

    que horrible ha de ser ver que tus manos contruyan destruccion en lugar de hacer algo bueno por los demas.

  54. 54 sodomita febrero 26, 2008 en 1:01 am

    solo un apunte, un peso muy pesado la de este hombre cargar en su conciencia tantas vidas humanas y sufrimiento, pero no solo el, sino tambien los que construyeron la bomba, la transportaron, dieron la orden etc.
    ¿como debio terminar la guerra si con bomba o sin ella?
    solo dire quien la empezo: Japon
    creo que hubo mucho sufrimiento en ambos bandos.

  55. 55 nora febrero 26, 2008 en 1:30 am

    sodomita,
    Gracias por el comentario.
    Un saludo.

  56. 56 Sebastian agosto 6, 2008 en 1:10 am

    Aqui en la Argentina a los cretinos que se escudaban en la obediencia de vida ( seguir ordenes al pie de la letra ) se los enjuicio y condeno, faltan muchos pero se sigue (incluidos los montoneros). Concuerdo en la opinion de nina-chan en que buenos absolutos o malos absolutos no hay, todos cometieron horribles crimenes durante la segunda guerra mundial(y en cada maldita guerra que el hombre emprende), pero hay una realidad sabian perfectamente que estaban por hacer (se realizaron un sinnumero de pruebas) desde los mal llamados cientificos (la ciencia nunca deberia apoyar la guerra) hasta el infeliz que solto la bomba, en el banquillo de la haya en estos dias hay un serbio acusado de crimenes de lesa humanidad, cuando estara alli algun responsable de washington? Creo que es mucho pedir no?
    un abrazo

  57. 57 Sebastian agosto 6, 2008 en 1:14 am

    A sodomita, te pido recuerdes como es que se abrieron los puertos de Japon, y que pais bombardeo desde el mar la capital.

  58. 58 marianina agosto 6, 2008 en 3:12 am

    Por alguna razon mi madre tenia dos platos de peltre hechos en Japon ocupado por EEUU (asi decian) para mi valian oro pero un dia los botaron (por pura ignorancia ya que no sabian que yo los queria conservar)

  59. 59 nora agosto 7, 2008 en 10:23 pm

    Sebastian,
    Muchísimas gracias por el comentario.
    Un abrazo.

    marianina,
    Muchísimas gracias por la visita y el comentario.
    Saludos

  60. 60 Nikita agosto 11, 2008 en 11:39 am

    Creo que al igual que a muchos nada justifica a este hombre… creo que al igual que muchos debería haber pedido perdón a toda esa gente inocente…
    Por ahí alguien mencionó que “ambos habían sufrido”… pero hasta donde recuerdo a Estados Unidos no fue a quien le bombardearon ciudades llenas de civiles como ocurrió a Japón y toda Europa
    Lamentablemente gente así encontramos en todas partes, en mi país hace mas de 30 años tuvimos un golpe de estado y vivimos 16 años de dictadura… el dictador que murió hace un par de años, jamás pidió perdón por todas la violaciones a los derechos humanos que se hicieron en todos lo años de su gobierno y su justificación fue que el había hecho lo correcto en beneficio de su país.
    El pueblo Japones se merecia una disculpa por las consecuencias de haber “hecho lo correcto”
    Saludos

  61. 61 nora agosto 14, 2008 en 7:59 pm

    Nikita,
    Es lamentable, pero así son las guerras…
    Muchísimas gracias por tu comentario.
    Un saludo.


  1. 1 Apretón de manos - 握手(akusyu) « Una japonesa en Japón ー ある帰国子女のブログ Trackback en noviembre 6, 2007 en 10:18 pm
  2. 2 Apretón de manos – 握手(akusyu) en Una japonesa en Japón ー ある帰国子女のブログ Trackback en mayo 24, 2013 en 9:31 am

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




nora

Una japonesa en Japón
"Las palabras están ahí, para explicar el significado de las cosas, de manera que el que las escucha, entienda dicho significado." — Aldous Huxley (novelista inglés)
noviembre 2007
D L M X J V S
« oct   dic »
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930  

a


Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 71 seguidores

%d personas les gusta esto: